Para hacer frente a este verano supercaluroso, te contamos la receta de este postre saludable que no contiene grasas ni calorías.

 

Estás en tu casa, afuera hacen más de 30 grados de calor y la imagen de un helado se proyecta como el agua en el desierto. Pero, claro, al pensar en las calorías, porque siempre queremos el de crema y bien potente, se nos esfuman las ganas al instante. Por suerte siempre hay una opción saludable que nos puede cumplir ese antojo y, en este caso, es el ¡yogur helado! Y, por supuesto, lo podemos hacer en casa para tenerlo siempre a mano.

“La base del yogur frozen o helado es, en su mayoría, leche, yogur griego o yogur descremado. Por lo tanto esto lo convierte en un alimento bajo en grasas, rico en calcio, probióticos y proteínas. Es decir, ¡más sano!”, afirma Constanza Taboada, creadora de Connie is Cooking, pero nos advierte que debemos tener cuidado con los toppings o ingredientes que agreguemos: “Entre los más comunes podemos encontrar galletitas tipo Oreo, chocolates, golosinas, frutos secos y frutas frescas. Por eso acá es donde debemos tener cuidado ya que depende: qué le agreguemos puede jugarnos en contra y puede que el postre saludable ya no lo sea”.

Con esta advertencia, estamos listas para preparar nuestro propio yogur helado:

Ingredientes
Yogur griego 6 u.
Azúcar 100 g
Vainilla 1 cdta.

Preparación: añadir el azúcar y la vainilla al yogur, mezclar muy bien con una batidora hasta que se disuelva. Dejar una hora a hora y media la mezcla en el freezer descansando. Luego procesar toda la mezcla para lograr el toque cremoso al momento de comerlo.

Ahora sí, el deseo se hace realidad y podremos disfrutar del verano a puro sabor y bajas calorías.

 

Seguí a Constanza Taboada en:
Instagram: @connieiscooking
Facebook: @connieiscooking

COMENTARIOS